En 40 líneas
www.en40lineas.com.ar
lunes 19 de noviembre de 2018 - Edición Nº2367
Política

Manifestación, represión y paro

21 ago - Los trabajadores del Astillero Río Santiago fueron reprimidos por la policía bonaerense en el incidente más violento en los tres años que la gobernadora lleva al frente de la provincia. 6 detenidos, 13 policías heridos y 5 patrulleros destrozados, además de daños materiales en las inmediaciones y casa de gobierno, son el saldo de una jornada teñida de violencia. ATE decretó paro para la jornada mañana y un corte de ruta para el 12 de setiembre en defensa de las empresas de gestión estatal.

Una manifestación de los trabajadores del Astillero Rio Santiago terminó de la peor manera, cuando la policía de la provincia de Buenos Aires reprimió a una multitud que avanzaba hacia la casa de gobierno para reclamarle a la gobernadora María Eugenia Vidal trabajo para la planta provincial de embarcaciones navales.

Los manifestantes habían cortado desde temprano la bajada de la autopista Buenos Aires–La Plata y avanzaron hacia la sede gubernamental bonaerense, cuando a las 13:45 dos de ellos fueron reprimidos con agua por violentar los candados que cierran las puertas de las rejas de acceso a la gobernación.

Tras ese incidente y en apenas unos minutos, el descontrol ganó la plaza San Martín que vio como un operativo policial de dimensiones inusitadas se desplegó contra las cuatro cuadras de trabajadores, que fueron arrinconados y reprimidos con balas de goma y gases lacrimógenos en la avenida 7 entre las calles 49 y 50 durante casi 20 minutos.

Muchos de los periodistas que llegaron allí al momento, estaban apenas a una cuadra, en el rectorado de la UNLP, asistiendo al velatorio de María Isabel Chorobik de Mariani (Chicha Mariani, una de las fundadoras de abuelas de Plaza de Mayo) por lo que cuando sus celulares empezaron a sonar, llegaron al instante hacia el lugar del conflicto entre policías y trabajadores.

Paro y corte de ruta

Tras el incidente, desde ATE provincia de Buenos Aires anunciaron un paro de 24 horas para mañana en repudio a la represión sufrida por los trabajadores en marcha del Astillero y una medida para el miércoles 12 de setiembre “donde confluyan las peleas de las empresas de producción estatal: Astilleros, Atucha, Fanazul, etc”.

Represión anunciada

Teresa García, presidenta del bloque de senadores UC FPV disparó contra el gobierno vidalista al señalar que "Hace semanas que el Gobierno se prepara para reprimir. En plena crisis económica, con despidos e inflación desbocada, el desenlace de hoy parecía escrito. Llamamos a María Eugenia Vidal a la reflexión. Los bonaerenses no necesitamos palos y balas de goma. Necesitamos que ponga a las familias como la prioridad de su Gobierno".

La sensación de la senadora de la oposición fue compartida por muchos de los que asistieron a la marcha, que cargaron las tintas contra el diputado marplatense Guillermo Castello, al que calificaron como el ‘tirabombas’ de Vidal. “Castello buscó durante los últimos dos meses esta reacción para ganar la tapa de los diarios. Primero con los tacheros, después con los estatales y finalmente con nosotros. Felicidades, lo logró diputado” dijo uno de los trabajadores reprimidos.

Cabe destacar que el legislador de la feliz ha sido materia noticiable en las últimas semanas, enviando un proyecto para eliminar el día del trabajador estatal provincial y otro para legalizar la actividad de empresas como Uber, a partir de la incorporación de las plataformas web en la ley al de transporte público bonaerense.

Además, a finales de julio declaró sobre el ARS que “Es un escándalo que uno de los astilleros más importantes de América Latina no termine un barco hace más de 10 años. Es un verdadero elefante blanco, cuyo gasto representa el 15% del déficit provincial y que no produce ningún beneficio para los bonaerenses, en una provincia con muchas necesidades insatisfechas”.

Un acto premeditado

Del otro lado de la barda está Oscar de Isasi, titular de la ATE bonaerense quien calificó a la represión como algo premeditado por el gobierno de Vidal al indicar que “Esta es una situación que lamentamos, no nos asombra y la tenían pensada. Si uno ve el operativo policial que se dio en la plaza San Martín y sus alrededores, se da cuenta que el número de policías, el tipo de efectivos y armas que tenían era porque habían evaluado reprimir a la movilización del Astillero que hoy se produjo defendiendo la empresa y exigiendo que haya reapertura de paritarias para discutir salarios”.

“Esta represión no fue una decisión de 4 o 5 policías locos, fue una decisión política de envergadura, tomada al máximo nivel, evaluada y ejecutada por las máximas autoridades policiales. Pero queda claro que está dentro del plan de ajuste. No hay ajuste sin represión y la represión apunta a intimidar al conjunto del pueblo, pero hay un talón de Aquiles, nos están subestimando y cuando hay ajuste el pueblo argentino pelea” aseguró el sindicalista.

De Isasi además resaltó la función de la fábrica que el gobierno de Vidal califica como deficitaria al remarcar que “La marina pesquera, la marina de guerra y la marina mercante, necesitan de la construcción de embarcaciones y por ende necesitan un astillero potenciado, con trabajadores con trabajo digno y salarios dignos y estabilidad laboral”.

Mar del Plata

Sobre este punto y refiriéndose a Mar del Plata el titular de los trabajadores estatales señaló que “El 70% de la flota pesquera marplatense tiene entre 40 y 70 años de antigüedad, mirá si no es necesario un astillero”.

400 policías

Por su parte, el ministro Cristian Ritondo se refirió en una radio de la ciudad de Buenos Aires a los sucesos al asegurar que “No hay libertad de que cualquiera pueda romper, ensuciar y manchar la gobernación. Ni tampoco de lastimar a la gente que allí trabaja. Tenemos entre 4 y 6 patrulleros destrozados y 13 policías heridos. Hay 6 manifestantes detenidos a la orden del fiscal”.

Respecto a la cantidad de policías que intervinieron en la represión, Ritondo indicó que fueron 400 los numerarios de diferentes dependencias que estuvieron desde primera hora de la mañana en las inmediaciones de la sede del gobierno provincial y sobre su accionar aseguró que “las balas de goma fueron tiradas al aire como un sistema de estruendo y no contra los manifestantes”.

Comentarios

Más noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias